Grandes pérdidas para comerciantes de uniformes

En Campeche no hay inicio de clases presenciales en agosto próximo, esto ha generado preocupación en el sector comercial que se dedica a vender todo lo necesario para actividades educativas, este es el caso de quienes comercializan uniformes, reportan grandes pérdidas desde que se implementó la contingencia sanitaria.

Desde finales de marzo cuando se suspendieron las actividades en las escuelas, Paula Torres Vargas, comerciante de uniformes, observó una drástica caída en sus ventas que hasta la fecha son del 95 por ciento, solo vende un cinco por ciento y esto en productos como playeras y shorts tipo deportivos, pues son frescos y usuales para estar dentro de casa.

La comerciante con un puesto en el mercado Alonso Felipe de Andrade, comentó que es crítica la situación que atraviesan y sus pérdidas han sido tan grandes, que han subsistido con los ahorros que tenían para casos “urgentes”, ya que las ventas que reportan no dan más que para el gasto diario.

Torres Vargas, dijo que como había temor que no se regresara a clases, no hicieron pedidos con sus proveedores en entidades del centro del país, ya que de que serviría endeudarse con uniformes que no se venderán pues no hay arranque de clases presencial.

La comerciante de uniformes, agregó que desconoce si los proveedores darán precios más elevados cuando todo esto regrese a la “nueva normalidad”, pues sería muy arriesgado hablar de costoso, ya que en realidad no existe si quiera fecha estimada al menos en la entidad para el retorno a clases.

También te puede interesar