Turbonadas peligro para pescadores

Debido a que inicia la temporada de lluvias y ciclones tropicales, la Capitanía de Puerto con sede en Ciudad del Carmen, recuerda principalmente a los pescadores a estar pendientes de los cierres de las actividades, pues son comunes las turbonadas, fenómenos que en años anteriores han cobrado la vida de hombres de mar.

Ildefonso Carrillo Mora, titular de la dependencia, explicó que las líneas de turbonada se dan comúnmente en tormentas fuertes de primavera y verano y son comunes en nuestra zona cuando llegan frentes fríos u ondas tropicales, o bien cuando hay formación de tormentas por calentamiento diurno o humedad acompañadas de vaguadas.

Notificó que lo más importante es salvaguardar la vida humana, por lo que tomando en cuenta los reportes meteorológicos, toman con mucha anticipación la decisión del cierre de puertos para la actividad en el mar, lo cual a través de radiocomunicación, medios digitales y en cada una de las cooperativas se les avisa para que eviten salir a pescar.

“Por eso es importante que los cierres sean con la debida antelación, si bien es cierto, este tipo de fenómenos son temporales, son muy rápidos a su paso, tienen una duración de una hora máximo dos horas, porque muchas veces la gente sale, el pescador sale y confiado de que va a ser buena pesca y luego sucede que hay este tipo de fenómenos temporales, repentinos, que puede arrebatarles la vida”.

Carrillo Mora, dijo que ante estos fenómenos es importante tomar precauciones, no solo los hombres de mar sino toda la población, ya que las fuertes rachas de viento pueden lanzar proyectiles o derribar árboles o postes de luz, por lo que es recomendable refugiarse y no exponerse hasta que pase el viento y la actividad eléctrica.

La temporada iniciará oficialmente el 1 de junio y finalizará el 30 de noviembre de 2020, para la cuenca del Atlántico habrá 16 tormentas tropicales, que incluyen ocho huracanes y cuatro grandes importantes de categoría 3 a 5 Saffir Simpson, con vientos sostenidos de al menos 178 kilómetros por hora. Uno de los factores que propiciará dicha proyección es la ausencia del fenómeno de El Niño, y temperaturas de la superficie del mar mucho más cálidas que el promedio en partes del Atlántico, como el Golfo de México.