Profepa sin dar resolutivo para reapertura del zoológico

A más de tres años que el Zoológico de Ciudad del Carmen fue clausurado por la Profepa, su reapertura sigue detenida, toda vez que no ha sido aceptada la permuta que solicitó el Ayuntamiento de Carmen para que el monto económico de la multa que fue fijada por la autoridad sea aplicado en mejoras en el recinto con exhibición de animales.

Como se recordará en diciembre de 2017 la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró temporalmente el zoológico municipal para que los responsables del recinto se enfocaran en la atención médica y nutricional de los animales, pues el 25 de noviembre de ese mismo año, la dependencia federal, presionada por la ciudadanía, aseguró toda la colección de animales del sitio, donde en menos de un mes murieron una jirafa y un león albino, ambos en cuestionadas circunstancias, aunque el deceso del felino, ocurrió después de la intervención gubernamental.

Al respecto, Jaerhs Echavarría Martínez, Director de Servicios Básicos, dijo que desde que iniciaron esta administración tomaron el caso tratando de que los recursos de la multa aplicada, pudiesen ser mejor invertidos en el inmuebnle y con ello garantizar las condiciones de bienestar animal que esa misma dependencia exigía.

Aun con las mejores intenciones de que esto sucediera ya se ajustan tres años después de esto, sin que por el momento exista respuesta positiva. En tanto, la operación del parque zoológico continúa de forma normal pese a que no existe acceso de público derivado de la clausura.

“Los animales están en perfecto estado pese a que está cerrado, nos hemos enfocado a garantizar su cuidado con médicos veterinarios y la correcta alimentación de todas y cada una de las especies”, sostuvo.

Agregó que derivado de esto mismo tampoco han podido promover que los animales exóticos que permanecen en el recinto, como es el caso de los hipopótamos, la cebra, sean trasladados a espacios adecuados para su hábitat, por lo que todo se mantiene igual, aunque las gestiones para que el tema avance continúan.

Por último confió que este asunto tendrá un buen desenlace pues es prioridad cumplir con las normas que la Profepa y Semarnat exigen para las especies ahí recluidas.